¿Existe la CPAP ideal?

Por Campus Vygon

2 May, 2023

La CPAP consiste en la aplicación de una presión positiva constante en la vía aérea mientras el paciente respira espontáneamente a través de un circuito, en el cual la presión se mantiene en un valor superior al atmosférico durante todo el ciclo respiratorio.

No es estrictamente un modo ventilatorio mecánico ya que es el paciente quien debe generar todo el esfuerzo utilizando sus músculos respiratorios y, en consecuencia, no puede proveer de ventilación si el paciente está en apnea.

Hoy en día, es tratamiento estándar en situaciones de edema agudo de pulmón (EAP) de origen cardiogénico. La aplicación de esta permite una oxigenación rápida y una disminución efectiva del esfuerzo inspiratorio.

¿Podríamos decir que existe la «CPAP ideal»?

CPAP de Boussignac

Los sistemas de CPAP se dividen en dos grandes grupos:

  • Sistemas de Flujo Continuo y Constante (Sistemas no mecánicos)
  • Sistemas de CPAP Mecánicos (Sistemas de CPAP de respiradores)

Dentro de la primera categoría, se encuentra la CPAP de Boussignac (CB), un sistema desechable formado por un cilindro de plástico con un peso de 10 g y un diámetro interno de 1,3 cm.

No contiene ni sensores ni válvulas mecánicas y está diseñado para conectarse a cualquier tipo de interfase, tubo traqueal o cánula de traqueotomía. El fundamento físico que sobre el que se fundamenta la CB es el “Principio de Bernoulli”, según el cual si el caudal de un fluido en el interior de un conducto es constante pero su sección disminuye en uno de sus extremos, necesariamente la velocidad de dicho fluido aumenta.

Esquema montaje CPAP
Esquema de montaje de CPAP

Como no lleva ninguna válvula calibrada hay que monitorizar la presión con un manómetro para ajustar el nivel de CPAP. Al ser un sistema abierto, el paciente puede aumentar el flujo inspiratorio desde el aire ambiente en caso de que su demanda respiratoria lo requiera.

Funcionamiento interno de CPAP
Funcionamiento interno de CPAP

Selección de una CPAP

Para elegir un sistema de CPAP determinado, hay que tener en cuenta una serie de elementos en relación con los siguientes factores:

  • Ámbito de aplicación: pre-hospitalario, urgencias, unidades de críticos, plantas de hospitalización.
  • Disponibilidad de recursos: material, fuentes de gases presurizados, monitorización.
  • Tipo de paciente: edema agudo de pulmón (EAP), EPOC, hipoxemia postoperatoria, etc.
  • Tipo de interfase: duración de tratamiento, factores anatómicos, intolerancia, posibilidad de rotación de interfases.
  • Necesidad de humidificación activa para manejo de secreciones.

«La mayoría de los sistemas de CPAP no mecánicos empleados en la actualidad se enfocan en tratamiento pre-hospitalario y urgencias, para el manejo de pacientes con patología respiratoria aguda.»

En estas situaciones, los equipos empleados deben ser fiables, portables, fáciles de usar y con un bajo consumo de gases medicinales. Como el tratamiento suele ser de corta duración se prima la capacidad para suministrar altas concentraciones de oxígeno y la posibilidad de titular de una forma sencilla los niveles de CPAP para adecuarlos a las necesidades de los pacientes.

Fundamentos de la ventilación mecánica no invasiva (VMNI)

La CPAP ideal

La CPAP es la modalidad de soporte ventilatorio más frecuentemente empleada en los servicios de urgencias tanto hospitalarias como prehospitalarias, llegando a emplearse en el 71,6% de los casos según una encuesta realizada en los servicios de urgencias estadounidenses. ¿Existe la CPAP ideal?

Teniendo en cuenta lo anterior, las características del sistema de CPAP no mecánico ideal serían las siguientes:

  • Niveles de CPAP estables independientemente del patrón respiratorio del paciente.
  • Capacidad para compensar fugas y aumentos de la demanda de flujo del paciente.
  • Bajo consumo de gases medicinales.
  • Regulación adecuada de la FiO2.
  • Bajo nivel de ruido.
  • Posibilidad de emplearse con cualquier interfase, permitiendo su rotación.
  • Monitorización de la mecánica ventilatoria básica (flujos, presiones, volúmenes).
  • Facilidad de empleo y versatilidad en diferentes ámbitos asistenciales.
  • Posibilidad de añadir sistemas de humidificación activa si fuese necesario.
  • Precio asequible para la mayoría de los sistemas de salud.

No existe un sistema que cumpla las características anteriores, por lo que es importante establecer una selección adecuada del dispositivo, de manera individualizada en relación las necesidades asistenciales y a los recursos disponibles.

Bibliografía

El Sayed, M. et al. (2018). Ventilator use by emergency medical services during 911 calls in the United States. The American journal of emergency medicine, 36(5), 763–768. https://doi.org/10.1016/j.ajem.2017.10.008

Mehta, S., y Hill, N. S. (2001). Noninvasive ventilation. American journal of respiratory and critical care medicine, 163(2), 540–577. https://doi.org/10.1164/ajrccm.163.2.9906116

Schwerin, D. L., Goldstein, S. (2023). EMS Prehospital CPAP Devices. StatPearls. Treasure Island. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK470429/

Campus Vygon

Un lugar donde aprender sobre procedimientos y técnicas sanitarias de la mano de destacados profesionales.
Intubación del paciente pediátrico o neonatal

Intubación del paciente pediátrico o neonatal

Cuando debemos intubar a un paciente en el departamento de emergencias, no podemos evaluarlo según la conocida escala “Mallampati”, sino que debemos apoyarnos en nuestros conocimientos y experiencia previa.
Esta situación es particularmente delicada en el caso de los pacientes pediátricos y neonatales, un grupo especialmente vulnerable.

leer más

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This